CIBER-RESILIENCIA Y EDUCACION EN LA NUEVA NORMALIDAD

Amigos y Anunciantes que nos apoyan

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

CIBER-RESILIENCIA Y EDUCACION EN LA NUEVA NORMALIDAD

“Ser resilientes es apostar a nosotros mismos, y saber de qué estamos hechos, que no solo hay un camino, sino también certeza”.

En varias oportunidades y a través del devenir de estos últimos años con fuerte énfasis en la cuestión tecnológica, hemos desarrollado múltiples trabajos académicos de excelencia, abordando la educación principalmente en sinergia con el nuevo escenario que estamos transitando o también conocida como la nueva normalidad, que nos va marcando el rumbo de los acontecimientos a nivel mundial y que, sin duda alguna, esta signada por lo que varios expertos denominamos: la nueva era digital o cuarta revolución industrial.

Como si fuera poco, al avance vertiginoso de la tecnología a nivel global, se vio sin dudas acelerada aún más con la llegada de esta pandemia del coronavirus que por cierto pareciera que llego para quedarse, y a medida que este continua su expansión, la humanidad en sí, busca soluciones de todo tipo para mitigar su impacto en todos los órdenes de nuestras vidas, merced a que hoy día todos formamos parte de ese nuevo entorno virtual, y basta solo mirar a nuestro alrededor que uno de esos ámbitos donde los cambios fueron brusco y revulsivos, se halla la educación.

El cambio de la educación presencial a la virtual, hoy es una realidad innegable, y este nuevo experimento, lo padecen las instituciones educacionales, los profesores, los alumnos y porque no también las familias, pero más allá de toda esta crisis, se han creados oportunidades para insertarse cada vez más y apropiarse de las innovaciones tecnológicas en las últimas décadas, más allá de todas las deudas pendientes al menos en esta región del planeta como ser: la falta de conectividad, la brecha digital, la falta de infraestructuras en las casas de estudios, el nivel de alfabetización digital, la falta de accesibilidad a la red, la falta de cursos y aprendizaje para entender o comprender como dar el puntapié y a la vez saber cómo funciona esta nueva era de la historia.

Ahora bien, volviendo a lo expresado más arriba, toda vez que la humanidad ha atravesado por grandes crisis como la que en la actualidad padecemos, en respuesta a esto se multiplican las oportunidades para los seres humanos y en materia educativa, al menos lo hemos visto en nuestro país, tuvimos docentes que estuvieron a la altura de las circunstancias, y con acierto y errores, lograron sortear un escenario dificilísimo como lo fue pasar de la presencialidad a la virtualidad con más las deficiencias del sistema, que si bien, se hacen esfuerzo para revertir la realidad, fue desbastado en muchos programas fundamentales para los alumnos en la gestión anterior del Gobierno Nacional al dejar por ejemplo obsoleto 4 años el Plan Conectar Igualdad.

Esta capacidad sin igual de todos los actores que forman la familia educativa, de adaptarse a nuevas exigencias nos ha permitido avanzar como individuos y sociedad. Por todo esto y mucho más, desarrollar o potenciar ese elemento que continuamente destacamos los expertos en tecnología como ser: la Resiliencia, que es la capacidad que tenemos los seres humanos para afrontar diversas situaciones de crisis y salir fortalecidos, es una de las claves en este nuevo tiempo, y en Argentina repito se notó esto como en pocos países, donde tratamos de atender y entender la nueva era tecnológica pero a años luz de países que hoy son los nuevos actores de esta reconfiguración del mundo multipolar.

Y solo por nombrar algunos de los grandes retos que aun debemos atravesar, amén de que se están dando los primeros pasos, podemos mencionar entre otras: la Ciberseguridad, la conectividad en zonas rurales y despobladas para lograr igualdad y calidad educativa, la neurocibernética, la Inteligencia Artificial, la Impresión 3D, la Robótica y tantas más para poder avanzar en la dirección correcta.

Pero ante todo este desarrollo previo, se hace más que necesario saber que es la Ciber-resiliencia, temática que nos convoca entendida en sinergia con la educación. “La Ciber-resiliencia o resistencia cibernética se refiere a la capacidad de un sistema para recuperarse de un fallo y mantener la confiabilidad persistente del servicio cuando se enfrenta a fallas, en otras palabras, el objetivo de la Ciber-resiliencia, es garantizar que las operaciones en distintas áreas en este caso la educación, proteger de una amenaza o incumplimiento que no desmovilice a toda la temática de enseñanza; o también aquella que mantiene los programas o actividades durante una interrupción desde la ciberseguridad, ante un ataque informático o ciberataque, un cibercrimen, un ciber-activismo, o el ciberespionaje entre otros.

En fin, la tecnología y la innovación siguen avanzando sin lugar a dudas, y la brecha entre usar la Ciber-resiliencia o resiliencia cibernética y no hacerlo será cada vez mayor, porque estos tiempos así lo demandan, y también porque los incidentes relacionados con apropiaciones de datos serán cada vez más numerosos; y aquí hago un paréntesis donde hace un tiempo a la fecha hago hincapié en forma constante que es la lucha por la Soberanía Tecnológica, es decir quien maneja los datos, nuestros datos, y esta temática lo abordo detalladamente en mi obra bibliográfica, del cual soy autor: “Cuarta Revolución Industrial: análisis estratégicos” (2021).

Los avances tecnológicos no solo tienen que ver con crear nuevas y mejores herramientas de aplicación en este caso para ser utilizadas en el ámbito educativo, ante esta nueva normalidad, sino que además tenemos el desafío pendiente de hacerlas más seguras. Y quizás, una de las respuestas más acorde a estos interrogantes, es que, si la Educación quiere mantenerse al día, que a mi modo de ver debería ser una obligación esta afirmación y consolidarla como una verdadera Política de Estado; debe operar a escala y actuar en tiempo real, además debe adoptar, adaptando una estrategia de resiliencia cibernética o ciber-resiliencia, que traerá múltiples beneficios a esta nueva realidad.

Por último, recordemos que la Resiliencia se enfoca en el trabajo propio y los procesos necesarios para hacer más eficientes las cosas, sin importar la presentación de un incidente o interrupción de ciberseguridad, facilitando de esta manera todo lo nuevo al personal educativo y esto no cabe duda que redundara en mayor satisfacción, mayor aporte laboral, mayor goce en salud y menor estrés laboral, que no son datos menores en tiempos de covid-19 y ante el nuevo entorno del cual somos parte.

Dr. Mario Ramón Duarte

Dr. Mario Ramón Duarte

🔵Abogado y Juez Administrativo;
🔵JUEZ ADM. MUN. FALTAS (SAUCE-CTES.-ARG.)
🔵ESPECIALISTA DER. PUB. CONT. (UCSF)
🔵MIEMBRO DOSSIER GEOPOLITICO INTERNACIONAL (CBA.-ARG.)
🔵COLABORADOR CENEGRI (RJ-BRA)
🔵ESPECIALISTA EN CIBERSEGURIDAD Y CIBERDEFENSA

Más artículos del autor
https://www.dominioestudio.com/la-educacion-virtual-como-un-acto-de-resiliencia

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete y recibe las novedades en tu email

Últimos Artículos

Sígueme en las Redes