Mi obra “MAESTRA”

Amigos y Anunciantes que nos apoyan

Mi obra “MAESTRA”

Se lee porque sí, por leer. Aunque leamos para esto o para lo otro, aunque nos vayamos inventando motivos, utilidades, obligaciones, leer es sin por qué.   Algún día empezó, y luego sigue. Como la vida. Vivir es sin por qué. Hacemos esto o hacemos lo otro para llenar la vida, para darle un motivo en la vida. Pero sabemos quizá sin saberlo, que la vida no es sino ese sentirse vivos que a veces no conmueve hasta las lágrimas. Jorge Larrosa

A diferencia de lo que puede sucederle  a mucha gente, a mí cuando era niña y me preguntaban ¿qué vas a ser cuando seas grande? La palabra maestra no era la primera respuesta que aparecía. Sin embargo, hoy transcurridos muchos  años puedo advertir que siempre me veía enseñando, a mis compañeros de la escuela primaria, a los de secundaria, a los del profesorado. Lo siento como algo que está dentro de mí y sale afuera constantemente, siempre está allí esta vocación que me atrapó e hizo que emprenda este fascinante mundo de enseñar y aprender, de aprender y enseñar.

Un camino de búsqueda constante de conocimientos, estrategias, metodologías, experiencias, proyectos, comprometiéndome con esta apasionante tarea y dando lo mejor de mí, impulsada por el deseo de brindara mis alumnos una educación de calidad.

Este fue el reto que me propuse hace  treinta años cuando llegué a la institución escolar en la cual hoy en día sigo impartiendo clases; crear junto a los niños posibilidades, acompañando y animándolos en los sueños que se propongan, abriéndoles puertas para que conozcan otras realidades, intentando que esa luz que tienen en su interior salga e ilumine a todos, que descubran sus talentos, que aprendan a mirarse y a mirar el mundo que los rodea para encontrar su propio mundo, sus propias rutas de autoaprendizaje.

Verlos siempre como protagonistas en esta historia educativa que deja marcas imborrables en mí y en ellos como me lo  manifiestan de miles de formas  en el transcurrir de estos  años ; respetándolos como se lo merecen, sin diferencias, con el firme propósito de que cada quien tiene algo por enseñar y también por aprender.

A través de estos años puedo sentir que “ser maestra” es mi vocación, aquella que me envolvió casi sin darme cuenta, sin imaginar todos los sentimientos y emociones que provocaría en mí esta profesión que la llevo en el alma.

Debemos soñar con lo que deseamos pero trabajando desde lo que tenemos para logar ese futuro que anhelamos

Construir a partir de lo que tenemos para lograr una Escuela productiva  una escuela activa ,viva  donde sea más importante preguntarnos por el cómo aprende el niño que el qué aprende ( en cuanto a los contenidos).

Lo óptimo es darle a cada niño su espacio y entender cómo aprende sin  subestimar la capacidad de aprender de ninguno de ellos. Siguiéndolos, escuchándolos y reconociéndoles a todos los niños el derecho de llevar consigo todo lo que saben.

La escuela debería empezar siempre con la escucha y valorar el trabajo integrado entre la familia -escuela, un lazo que me ha permitido y me permite fundamentalmente en estos momentos llegar a mis alumnos  ya que como se los digo siempre ¡Juntos es más fácil!

Aprender y enseñar, enseñar y aprender es primero sentir, es saber un poco más de uno pero también de los otros y de lo otro en tanto diferencia.

Mi experiencia docente me ha enseñado que a los chicos tenemos que contagiarles las ganas de aprender, proponerles actividades creativas, novedosas porque cuando enseñamos así  vivencian  el aprendizaje y lo disfrutan. Al mismo tiempo debemos darle oportunidad a todos ya que hay algunos que necesitan ir más rápido y otros a un ritmo más suave darle un tiempo subjetivo que es el que necesita cada alumno para aprender .Mirar sus avances individualmente y no comparándolo con el resto de la clase.

Proponerles Proyectos o como me gusta más llamar a mí  Experiencias de  Aprendizaje, una oportunidad que se ofrece a los alumnos para que tengan una vivencia compartida que los lleve a descubrir, conocer, crear, desarrollar destrezas y habilidades. Y así, a partir de una idea empezar el camino y junto a  ellos (los alumnos) experimentar…nuevas formas donde puedan expresarse “haciendo y disfrutando”,  “hablando de lo que se hace” “mostrando y compartiendo  lo que se hace” y que lo que elija para enseñar tenga conexión con el mundo más real posible y donde a veces menos es más; menos cantidad más calidad donde puedan Aprender

Poder explicar con sus palabras, dar ejemplos, usar su conocimiento para resolver un problema, si puede relacionar ese concepto con otros que sabe de antes o con su propia vida, si puede proponer una pregunta acerca del tema, si puede representarlo con una imagen , si puede explicar por qué es importante y establecer relaciones… …donde el ALUMNO es el PROTAGONISTA de su propio aprendizaje, el trabajo cooperativo con sus compañeros  de vital importancia.

Gracias Sonia Barrios!!! , docente de San Luis del Palmar pcia. de Ctes. por compartir con nosotros tu experiencia, tus sueños!!!

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete y recibe las novedades en tu email

Artículos, Historias y Noticias

Sígueme en las Redes